Sunday , September 25 2022

Los economistas del PRO y la UCR recomendaron a sus legisladores acompañar el acuerdo con el FMI en el Congreso

Martín Guzmán y Hernán Lacunza

Los bloques legislativos que integran Juntos por el Cambio comenzaron a realizar sesiones informativas con diferentes economistas para empezar a desandar las posibilidades del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional.

En el caso del PRO, los encargados de analizar el estado de las negociaciones y los posibles escenarios que pueda tener el país tras un acuerdo con el FMI son el diputado Luciano Laspinsu colega Ricardo López Murphy, el ex ministro de Economía, Hernán Lacunza y los técnicos de la Fundación Piensa.

Aunque aún persisten discusiones internas desde el punto de vista de la estrategia seguir -hay un sector que se niega a apoyar cualquier entendimiento presentado por el oficialismo- la realidad es que Todos los economistas señalaron a los diputados y senadores que lo mejor que puede pasar es llegar a un acuerdo.

“Tienes que entender que esto es el pasado, el presente y el futuro. Es el pasado porque fue nuestro gobierno el que asumió la deuda que hoy se negocia. Puedes argumentar por qué lo hicimos, pero eso no le importa a nadie, tienes que pagar por ello. Es el presente porque sin acuerdo esto esta que arde y el futuro porque Si queremos volver a ser gobierno, tenemos que cerrar este tema. y, en todo caso, analizar el impacto a partir de 2023”, explicó una alta fuente del bloque en la Cámara Alta.

Eduardo Levy Yeyati
Eduardo Levy Yeyati

El impacto del acuerdo tendrá que ser absorbido por la próxima administración en la última etapa de gestión, ya que el nuevo préstamo, según explicó el propio Martín Guzmán, será devuelto después del cuarto año y medio del primer desembolso, es decir, desde 2026 y hasta 10 años después, 2032.

En reunión con el bloque de Diputados, Lacunza dijo que los senda de descenso del déficit fiscal -al 2,5% para 2022, 1,9% para 2023, 0,9% para 2024 y saldo para 2025- es poco probable que se cumpla. Tiempo López Murphy advirtió que el problema del acuerdo es que el ajuste será sobre el sector privado -impuestos- y no sobre el sector público.

Un informe de la Fundación Piensalos grupo de expertos del PRO liderado por franco moccia, y de las mesas económicas integradas, entre otros, por Hernán Lacunza y Paco Gismondi, ya circula entre los legisladores pro. Señala que el “Gobierno presume y perfila que el martes enviaría al Congreso el convenio con el Fondo Monetario, pero el detalles Irían en un anexo”.

Aunque “les llama la atención que esos detalles ya están ahí”, explican que, tal como lo exigen los legisladores del Frente de Todos, “Serían muy útiles para entender los compromisos que se asumirían a partir de ahora”.

Por el momento sabemos algunas metas, algunos temas que no van a estar en el acuerdo, pero nada sobre cómo se van a alcanzar las metas.. Es decir, si cambiamos al modo turista, conocemos algunos lugares por donde caminaremos, pero no el camino que vamos a tomar para apreciar esos lugares”, ejemplificaron.

Y agregaron: “Lo que sí vemos es que Es claro que la mayor parte de los esfuerzos para lograr estos objetivos los tendrá que hacer el próximo gobierno. Lo que queda por saber es, al menos durante los próximos dos años, cómo pretende el actual Gobierno cumplir con lo prometido y ver -y resolver- si su propio bloque refrenda lo acordado. Luego tendrá que convencer a los bloques generalmente aliados y finalmente a la oposición”.

(Frank Fafasuli)
(Frank Fafasuli)

En cuanto a lo que puede pasar en el Congresodesde la Fundación entienden que si el convenio es avalado por el personal del Fondo Monetario “sería muy difícil que el Congreso lo bloqueara”, y esto es porque “Nadie, ni el oficialismo ni la oposición, tiene incentivos para responsabilizarse por el fracaso del acuerdo”.

“Se mire por donde se mire, este acuerdo es un trato ligero. No tiene reformas estructurales, aunque son necesarias, no tiene equilibrio fiscal en el corto plazo, aunque es la única forma de salir de la trampa económica en la que entró el país, y no tiene compromiso de unificar el tipo de cambio, aunque es la única forma de soñar con una senda de crecimiento”, entienden los especialistas del PRO.

Aunque, al igual que otros sectores de la oposición, los especialistas del PRO entienden que el acuerdo “solo patea buena parte de los problemas y sus soluciones para que las negocie el próximo gobierno”, al igual que la mayoría del arco opositor cree que es “lo mejor que nos puede pasar en los próximos dos años”.

Franco Moccia
Franco Moccia

En todo caso, para Lacunza, Gismond y Moccia, el escenario para los próximos dos años -con el acuerdo firmado- es “mediocre”, pero ellos rescatan que tiene su lado positivo. “La inflación no va a bajar este año, pero si todo sale bien podría empezar a bajar en 2023” y, aunque creen que no habrá crecimiento -por el tipo de cambio y otras restricciones- también consideran que “No hay razón para que haya una nueva crisis económica”.

Finalmente, el mensaje que transmiten los especialistas a sus legisladores es que la opción de no pactar “es una alternativa mucho peor, los problemas serían enormes por dos razones diferentes: una es la desconfianza que se generaría y la otra es la relajación de los objetivos, que sin un acuerdo sería más difícil cumplir e ir en la buena dirección aunque sean pocos. En caso de que no se llegue a un acuerdo seguramente se dispararía el dólar, se dispararían los precios, volvería a la recesión y habría menos empleo y más pobreza”.

En el caso de radicalismo este viernes se pudo conocer la opinión de algunos de los referentes económicos del partido del centenario que participó en un encuentro que se realizó en Santa Fe entre la Mesa Conductora y los legisladores que tuvo una sección dedicada al FMI.

En ese panel participó Eduardo Levy Yeyati, Javier González Fraga y Guido Lorenzolos especialistas intentaron desmembrar el entendimiento y descargar un mensaje similar al de sus compañeros del PRO: no estar de acuerdo significaría un escenario peor.

En el caso de Yeyati, cerca de Ilan Goldfajn, el economista brasileño que asumió como nuevo director del FMI para el Hemisferio Occidental, entiende que el acuerdo alcanzado no contiene las reformas estructurales que Argentina necesita sino que el FMI “ve esto como un puente hacia un nuevo gobierno que tiene la capacidad de hacer las reformas poner sus cuentas en orden y crecer”.

También estaba el economista de Evolution guido lorenzo, quien advirtió que “la economía aún no se ha recuperado y tardará en recuperar los niveles previos a la pandemia”. “No es solo la actividad, los indicadores socioeconómicos y educativos son preocupantes y eso tendrá consecuencias en el mediano plazo”, agregó.

Sobre el acuerdo, el economista era pesimista en cuanto a los resultados ya que entiende que “Difícilmente podrá estimular la economía por la debilidad política que se deriva del propio partido de gobierno. Del acuerdo con el FMI no se puede esperar más que una economía que tiene que corregir desequilibrios que se han agudizado en estos dos años” y concluyó: “Entonces tendremos que vivir con una alta inflación y una moneda débil durante varios años”.

“La deuda, la inflación y las crisis cambiarias tienen su origen en la debilidad de las instituciones básicas de funcionamiento como el pobre desarrollo de los mercados crediticios y de seguros sumado a un Estado que amplifica ese mal funcionamiento”, describió Lorenzo.

Sigue leyendo:

Un juez federal anuló la medida cautelar que prohibía la exploración costa afuera en Mar del Plata
Incendios en Corrientes: en medio del desastre y las críticas, Juan Cabandié sobrevoló las zonas afectadas y prometió más ayuda

About ounces2pounds

Check Also

Hacia el sur: la empresa de criptominería Compute North se declara en quiebra

La empresa de centro de datos de criptominería Compute North es la última víctima en …